Hace unos días, Eva, de Feledi Bodas y Eventos se puso en contacto conmigo para realizar una sesión de fotos, en un escenario particular para hacer fotografía a niños: la Bodega Frontos en Chimiche. Obviamente le dije que sí. Me gustan los retos de ser fotógrafo de niños 🙂 y Silvia (la madre de Claudia) me pedía que de esa sesión, se pudiera coger una fotografía para regalar a los invitados en el bautizo que en fechas posteriores, se celebraría en dicha Bodega del sur de la isla.

Cuando trabajas con niños, es fundamental tener paciencia. No siempre les gustan que los muevas para un lado, para otro, que los cambies, etc etc, y hay que hacerlos sentir a gusto para que nos puedan dar, su mejor sonrisa. Pero es que Claudia va para modelo ¡¡Seguro!! Desde el primer momento no paraba de reírse, de mirar a la cámara y se sentía tan a gusto, que nos dio muchísimos momentos que quedarán para el recuerdo, en una tarde fantástica de fotos en donde incluso Paula (la hermana mayor) también se animó con su simpatía, delante de mi cámara.

A los papis, se les hizo muy difícil elegir una foto para poder regalar a sus invitados en el bautizo, así que ni cortos ni perezosos, me pidieron diez porque las imprimirían casi todas.

Gracias Silvia y Juanmi por el buen ratito que pasamos en la sesión, y por elegirme para plasmar estos bonitos recuerdos.

Y gracias Eva, por confiar una vez más en mi trabajo, al recomendarme 🙂

¡Compártelo!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
By |2017-03-22T12:14:03+00:00agosto 2nd, 2016|Niños, Sentimientos|0 Comments

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

La legislación española me obliga a avisarle, que ésta web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: